sábado, 2 de octubre de 2010

Una mayor independencia para el Poder Judicial.

AES estima que uno de los más graves déficits democráticos que existe en España es la falta  de independencia del Poder Judicial. La viciosa práctica de que sea el Poder Político el que nombre el Poder Judicial ha sido y es una fuente de corrupción y de falta de libertad. La modificación que el PSOE introdujo en 1985 en este sentido tan negativo, no fue corregida en los ocho años de gobierno popular (a ambos les convino nombrar “sus Jueces” y tener domesticado al Poder que debe ser más libre e independiente de todos si queremos tener un auténtico Estado de Derecho). Para invertir esta situación AES propondrá:

1º. La elección directa por parte de Jueces y Magistrados de los miembros del Consejo General del Poder Judicial.

2º. La elección por parte del Consejo General del Poder Judicial de los miembros del Tribunal Constitucional. No podrán ser miembros del mismo quienes hayan ocupado cargos políticos.

3º. La elección en el Congreso del Fiscal General del Estado, teniendo que alcanzar el candidato el apoyo de dos tercios de la cámara.

4º. El acceso exclusivo por oposición en la carrera judicial.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada